viernes, 15 de febrero de 2013

¡REINICIEN EL SISTEMA, POR FAVOR!


¿Nos merecemos tener la clase política dirigente de este País?...( una pregunta que hoy tiene una importancia que hace años no tenía).

Quizás sí, y no son sino el reflejo de lo que somos como sociedad, un reflejo monstruoso por cierto. Pero quizás no nos merecemos este tipo de político que engaña, se enriquece ilícitamente, desatiende a quien le vota y se esconde detrás de una serie de frases tratando de justificar lo injustificables y de paso, atentar diariamente contra nuestra inteligencia; o bien se esconde detrás de un Partido político que se financia irregularmente, que es un ente opaco y que además da sobrecitos  como premio a una fidelidad que pocos entienden como moral; o se van de cacería cuando el resto del País engorda las listas del paro y ve cómo les quitan plantas de hospital, servicios de urgencia, maestros, dineros para la Dependencia, etc. etc.


El Pueblo suele equivocarse -y ahí está la Historia para demostrarlo- más por falta de cultura democrática y manipulación de los Poderes fácticos, que por voluntad en sí misma. La realidad es que antes, el Gobierno elegido no desinfló la burbuja  especulativa del ladrillo porque el brillo del dinero encandiló sus ideales, y hora llegan estos, también elegidos, y sin cumplir mínimamente su programa, resulta que nos niegan (y de paso nos insultan) lo que todos percibimos como verdad dados los hecho y datos que conocemos, y se revuelven y se defienden negando que se financian ilegalmente, o que una de sus ministras ha estado disfrutando de viajes y fiestas pagadas por corruptos empresarios, y hasta echan pestes –ahora, porque hasta hace poco lo defendía- de alguien que han tenido como Tesorero durante 20 años manteniéndolo en su sede hasta Diciembre pasado y al que han pagado ¡hasta el chófer y abogado!, además de que quieren que no se hable de la mayor: tenía en Suiza millones y millones de euros. Tratan de negarlo todo y de paso enchufar el ventilador para que la porquería salpique a todos y así tratar de ocultar la verdad. Nos tratan como tontos, y eso fastidia de verdad.

 ¿Nos merecemos la clase política dirigente de este País?...
Como dice Maruja Torres, Podemos unirnos para demostrar que estamos hartos, ¿lo haremos?. Yo opino que podríamos unirnos para exigir a nuestros políticos que Reinicien el Sistema, ¿lo haremos o seguiremos tragando? ¿hasta cuando?...¿nos volveremos a equivocar?

Este poema de Juan Gelman, cayó en mis manos hace un tiempo y ahora me viene a la mente como un ariete que trata de despertar conciencias. Os lo dedico a vosotros.

¿Quién dijo alguna vez: hasta aquí la sed,
hasta aquí el agua?
¿Quién dijo alguna vez: hasta aquí el aire,
hasta aquí el fuego?
¿Quién dijo alguna vez: hasta aquí el amor,
hasta aquí el odio?
¿Quién dijo alguna vez: hasta aquí el hombre,
hasta aquí no?
Sólo la esperanza tiene las rodillas nítidas.


6 comentarios:

Domingo Méndez dijo...

Cierto Ángel, hay que resetear el sistema pero esto no lo haran los partidos políticos, no les interesa, tenemos que hacerlo nosotros, los ciudadanos, pero no sé la manera, aunque lo veo venir.

Salvador Vivancos Manzano dijo...

Me apunto al reinicio.

J.A. Almela dijo...

Algunos ya lo intentamos desde la "nueva" politica.

angel almela dijo...

Creo, queridos amigos, que toda esa gente que nos quiere meter en su basura, engañarnos y hacernos peinetas, lo que denotan es que nos han perdido el respeto.
Por eso, más que nunca, es preciso reiniciar el sistema.

Anónimo dijo...

Está feo reírse de las desgracias ajenas pero es que el PP de ajeno tiene bien poco, por desgracia. Si desde fuera Génova parece un circo de tres pistas, por dentro debe de ser el coño de la Bernarda, con perdón de la Bernarda. Un día llega Floriano, cuyo apellido no acaba de ayudarle cada vez que se arrima a un micro, y dice una cosa; y unos días después, sale Cospedal y le da una colleja y dice otra; y luego sale otra vez Cospedal y dice ni una cosa ni la otra ni la contraria y se pega a sí misma una colleja. (De hoy en la prensa)

Anónimo dijo...

jajajajajajaja